1837189

Síguenos

Los perros GPS del País Vasco

GPS

 

El Grupo del Perro de Salvamento de Euskadi tiene su base en Elorrio. Este grupo de voluntarios ha sido pionero en todo el Estado en el adiestramiento de canes para labores de rescate y actualmente trabaja codo con codo con el servicio de coordinación de emergencias del Gobierno Vasco, conocido como SOS Deiak. Sus actuales ocho integrantes junto a sus inseparables perros se encuentran a disposición de las autoridades para ser desplegados cuando su labor sea requerida. Fundado oficialmente en 1983, sus primeros integrantes ya comenzaron a formarse muchos años antes. Su dedicación y compromiso ha sido reconocida por la sociedad a la que sirven desinteresadamente, con numerosos premios y distinciones.

Por Miguel Á. ARTOLA

Desplazarse a Elorrio tres o cuatro veces por semana, comprometerse a pasar los exámenes internacionales más duros que acrediten las cualidades de su perro para el rescate y estar disponible siempre que el servicio de coordinación de emergencias de Euskadi les requiera para el servicio.

Estos son los principales requisitos para formar parte del veterano grupo. “Lo nuestro no es un hobby, es un compromiso con la sociedad, siguen confiando en nosotros porque lo hacemos bien, tenemos una seriedad y perros homologados”, destaca a LADRIDOS Jon Ander Mardones, el miembro en activo más veterano. Nos cuenta que actualmente el grupo lo conforman ocho personas con cuatro perros homologados y otros cuatro en periodo de formación.

Hasta dos años invierten en cada perro para que pueda pasar las exigentes pruebas de la IRO, la “International Rescue Dog Organisation” de la que forman parte. Jon Ander reconoce que es difícil conseguir voluntarios que puedan mantener el ritmo requerido para formar parte del grupo porque no es fácil contar con gente tan implicada.

Además, hay que tener en cuenta que los voluntarios acuden a entrenar con su perro y sin una constancia es difícil que el can mantenga su progresión y al final llegan las frustraciones. Las puertas de la base de Elorrio se encuentran abiertas a todos los voluntarios que quieran dar sus primeros pasos en el grupo. Destaca Jon Ander que no cobran nada por adiestrar a los perros y formar a sus dueños pero se aseguran de que los aspirantes entiendan que no es un juego y que tienen un compromiso con la sociedad que deben mantener.

Jon Ander nos habla con pasión del grupo, de las cientos de personas que han pasado por él, a lo largo de su historia y del reconocimiento social logrado. De cómo el grupo comenzó a dar sus primeros pasos y de su relación con grupos similares en Alemania que les permitieron llegar al nivel que actualmente ostentan. “Es cierto que todo el mundo nos conoce, nosotros somos voluntarios que tenemos nuestros trabajos pero que estamos a disposición de SOS Deiak, no nos colgamos medallas, vamos a donde nos llaman, hacemos nuestra labor y nos marchamos cuando hemos terminado”, afirma Jon Ander, a quien no le gusta mucho ver a otros grupos que acuden a ayudar en catástrofes cuando no se les ha requerido y en muchas ocasiones buscando ser protagonistas.

Nos interesamos también desde LADRIDOS en conocer las razas de canes con las que trabajan actualmente y cuáles se adaptan mejor a las necesidades del servicio que deben desempeñar, principalmente en el rastreo de grandes zonas boscosas. Los malinois son los claros vencedores pero también trabajan con otras razas como los labradores –dos chicas de la unidad acaban de adquirir sendos cachorros que ya han comenzado su formación– y cuentan con un Villano de las Encartaciones, una raza de perro española originaria de la comarca de las Encartaciones, de aspecto atigrado y forzudo, pero que a pesar de su aspecto imponente es valiente y fácil de adiestrar. Hablamos con Jon Ander sobre la moda de los Pastores Belgas, que también van copando otras unidades caninas como la de la propia Ertzaintza, como pudimos ver en el reportaje que hicimos con motivo de la visita a Berrozi. Reconoce que los malinois son “pura dinamita” pero que tienen mucho carácter destinados a ser perros de trabajo y no aptos como perros domésticos.

Si algún lector quiere dar sus primeros pasos con su perro en el mundo del rescate canino las puertas del grupo en Elorrio están abiertas de par en par. Pero que vaya concienciado. Adiestrador y can van a sudar lo suyo si quieren asumir el reto y estar a la altura de un colectivo de voluntarios que se ha ganado un merecido prestigio por su valor y sacrificio

 

Los héroes de la montaña

Pocas han sido las salidas del Grupo de Perros de Euskadi fuera de su comunidad, pero siempre que han sido movilizados han demostrado su compromiso y vocación de servicio. El 12 de junio de 1987 es una fecha marcada en rojo en el corazón de esta unidad de voluntarios. Cuatro de sus miembros, Lourdes Verde, Joseba Zabala, Javier Gallastegui y Luis Ángel Díez, fallecían junto a sus inseparables perros Eni, Hator, Lon y Bizkor en el accidente que sufría un helicóptero de la Ertzaintza en Picos de Europa. También morían los dos pilotos y el responsable de protección del Principado de Asturias. Volvían a la base tras participar en las labores de búsqueda del niño Germán Quintana, desaparecido días antes y cuyo cuerpo nunca fue encontrado. La intensa niebla les jugó una mala pasada y chocaron contra el pico de Sohornín precipitándose al suelo. Hoy un monolito, de nombre “Estella” levantado por la Unidad de Rescate del Principado, les recuerda en las inmediaciones del Lago Enol. El pasado año autoridades del Principado y del País Vasco, junto a amigos y compañeros de los fallecidos les tributaban un sentido homenaje a los 30 años del triste suceso.

Pin It