248578

RESERVA TU HOTEL AL MEJOR PRECIO

bookingpropio

 

LA OPINIÓN

 

Detección de la disfunción cognitiva

FotoDisfunciónCognitiva

Por Laura Robles
Psicóloga y etóloga clínica

El síndrome de disfunción cognitiva en perros mayores es uno de los principales campos de interés de la etología canina. Junto con los problemas de conducta que pueden aparecer durante la etapa de cachorro y adulto, encontramos que, al hacerse mayor, hay situaciones en las que quizá siga necesitando la intervención de un etólogo. La aparición del síndrome de disfunción cognitiva puede ser uno de los motivos. Se trata de un trastorno degenerativo, considerado el equivalente en animales de la enfermedad de Alzheimer en humanos.

Los principales síntomas de este trastorno son el descenso del nivel de actividad del perro; confusión y desorientación; olvido de rutinas y conductas aprendidas; y descenso del nivel de interacción con el dueño y otros miembros de la familia.

Si tu perro tiene más de 9 años y has empezado a observar en él estos cambios en su comportamiento, puede que haya llegado el momento de consultar con un etólogo.

Prevalencia: La disfunción cognitiva no es un diagnóstico frecuente ya que muchos propietarios achacan los cambios de comportamiento de su perro a “cosas normales de la edad”. Sin embargo, ten en cuenta que se calcula que en torno a un 15 % de perros mayores de 9 años lo padecen, y ese porcentaje se incrementa con la edad. En cambio, no parece haber diferencias en cuanto al tamaño ni al sexo, aunque los animales castrados parecen ser algo más propensos.

Los cambios de comportamiento: Ya hemos mencionado anteriormente los principales signos a los que debes estar atento si tu perro se encuentra en una edad de riesgo. Si eres capaz de identificarlos y actuar a tiempo, podrás evitar la agravación de los síntomas, que pueden derivar hacia el desarrollo de miedos y fobias; aparición de conductas agresivas; defecaciones y micciones incontroladas; y trastornos relacionados con la separación.

La detección precoz del síndrome de disfunción cognitiva y su tratamiento: Al tratarse de una enfermedad degenerativa, es muy importante detectar la aparición del síndrome de disfunción cognitiva cuanto antes. Esto permitirá determinar si hay algún tipo de deterioro cerebral y establecer unas pautas terapéuticas que ralentizarán su avance. Adoptar estas pautas terapéuticas beneficiará la calidad de vida de tu perro.

Medidas terapéuticas basadas en modificación de conducta: Entrenamientos de memoria para reforzar los comportamientos ya adquiridos, refuerzo de las conductas de calma y extinción de las conductas de ansiedad.

Medidas terapéuticas basadas en la modificación del entorno del perro: Enriquecimiento ambiental para la estimulación sensorial, juegos interactivos y ejercicio físico adaptado.

Tratamiento con alimentos funcionales y nutraceúticos: El tratamiento con este tipo de alimentos complementado con el uso de nutracéuticos está orientado a favorecer el riego sanguíneo, a restaurar el equilibrio neuroquímico y a la reducción de estrés.

Si tienes un perro mayor y has observado cambios en su comportamiento, te aconsejamos que no lo dejes pasar y consultes con un profesional de la etología. Puede estar desarrollando el síndrome de disfunción cognitiva y un diagnóstico a tiempo es fundamental para frenar su avance.


portadaaniversario

 OFERTAS EXCLUSIVAS PARA LECTORES DE LADRIDOS 

OfertaPetkitGuardianesadiestrador